APA PsycNet

Member of American Psychological Association

jueves, 7 de julio de 2016

IMPORTANCIA Y FORMA DE EMPLEAR LOS MEDIOS DIGITALES A PARTIR DE INTERNET 2.0


Por: Javier Mendieta Paz*

A modo de introducción.

Hace algunos años atrás recuerdo con suma claridad en mi gabinete de psicología se me presentaron dos personas, súbditos nipones avecindados en esta ciudad, pertenecientes a la localidad de Okinawa, un muchacho ya bachiller acompañado de su madre, quiénes discutían la orientación vocacional de aquel. La madre trataba por todos los medios de convencer al hijo que estudie una carrera –utilitaria según decía- como finanzas, auditoría o, por último administración de empresas, que beneficiara los intereses familiares, pero el joven convencido de su vocación estaba resuelto a estudiar “realidad virtual” y, en la Universidad de Tokio en Japón.

La madre absorta por la decisión tomada por su hijo no podía comprender cómo hacerse una idea cabal acerca de una profesión tan “rara” como la realidad virtual, y que su hijo se fuera tan lejos, a pesar de su origen japonés. Los protocolos daban resultados vocacionales orientados a las áreas de la computación, la programación, informática o ramas afines y por ningún motivo las áreas de interés de la madre. Después de muchas discusiones y orientaciones, la madre no habiendo encontrado un interlocutor válido y cómplice para sus intereses, en el hijo, resolvió marcharse del consultorio maldiciendo su suerte.

Esta y otras situaciones ocurren en la vida de las personas comunes, cuando se ignoran las crisis paradigmáticas que conducen a verdaderas revoluciones del conocimiento, dónde la gente ni siquiera sospecha de los devaneos de la ciencia, sin comprender en absoluto que existen realidades inexploradas. Aquí está esa madre afincada en el pasado y afligida por el paso del tiempo y del espacio de la ciencia y el conocimiento, de la tecnología y una realidad ilusoria que se presenta y se genera en tiempo real.

La realidad virtual

La realidad virtual, tal como le aconteciera a aquel muchacho para defender su vocación interior, responde al mundo de los sistemas donde la diferencia está sustentada por una disposición teórica que invierte tiempo y espacio en la definición del entorno. La diferencia entre sistema y entorno resulta por el simple hecho de que la operación se enlaza a operaciones de su propio tipo y deja fuera a las demás, tal como le sucedió a esa madre desesperada que no encontraba respuesta a la vocación del hijo, tal como dijera Husserl (Luhman, 1996), la operación debe tener la capacidad de concatenar en el tiempo otras operaciones del mismo tipo, lo cual lleva a un enlace selectivo, tal como la operación de la conciencia que, en sí es temporal y opera en el presente. A estas alturas, la vocación del muchacho ha superado los simples fenómenos que aparecen en la vida ordinaria.

La realidad virtual es como dirían muchos teóricos de sistemas, tales de cómo Bateson (1972), Bertanlanffy (1950) o Maturana (1993) un sistema o interfaz informático que genera entornos estéticos en tiempo real, por medios electrónicos y a través de ellos transportarse a una realidad ilusoria, perceptiva sin soporte objetivo y sin red extensa. La existencia de esta realidad virtual sólo procede de un ordenador y se establece en una nueva forma de relación de coordenadas del espacio-tiempo, que pueden ser de dos tipos la realidad virtual inmersa ligada a un ambiente tridimensional creado por un ordenador y la no inmersa, aquella realidad virtual que utiliza los medios digitales en el espacio Internet donde se puede interactuar en tiempo real con personas en tiempo y espacio inexistentes sin necesidad de dispositivos adicionales.



Internet 2.0. y los blog en la educación superior.

El internet en mi tesis doctoral puede ser de gran utilidad para explicar una realidad virtual no inmersa, que puede utilizar la interacción por medios digitales. El blog que construiré utilizará los mapas conceptuales y powerpoint slideshare. Compartiré fotografías, documentos en box, video, podcasting y adjuntaré los trabajos de los módulos anteriores así como otros trabajos de mis actividades en la docencia. Asimismo, subiré diversas herramientas como relojes, marcadores, encuestas muy importantes para la investigación, inclusive se pueden hacer aplicaciones de encuestas, métodos de escalaje para medir las actitudes hacia diversos tópicos y sondeos de opinión. Por otra parte haré aplicaciones de canales de noticias a través de feedreader, donde incluiré a muchos de mis compañeros de doctorado, para saber de ellos y sus avances científicos, también planificaré mis actividades semanales o mensuales en el calendario de mi correo electrónico.

Crítica al enfoque personalizado de Internet 2.0.

Internet 2.0, se puede comprender como el empleo de herramientas a través de un enfoque más que todo individualizado en la persona, no puede ser personalizado centrado en la persona, ni de la persona, porque en ese caso necesitaría un referente dialógico (Buber, 1998) a través del cual la realidad del concepto de otredad se establecería en conexión con la realidad óntica que -para Kierkegaard- es una relación recíproca real de persona a persona. Rosenzweig (1989) ve relaciones dialécticas en esa relación constituída, en cambio Buber (1998) ve relaciones dialógicas porque el hombre necesita de ese tú del ser en cuya dialógica, en cuyo “estar-dos-en-recíproca-presencia” se realiza y se reconoce cada vez en encuentro del “uno” con el “otro” (Buber, 1990). Por eso debemos estar seguros de algo, que Internet 2.0 no es el producto de un enfoque personalizado.

A modo de conclusión.

Es obvio que en la introducción quedó clara la figura fenomenológica trascendental que ocurre a todos y donde la conciencia está más orientada a los fenómenos independientemente de lo que suceda en el entorno –la madre protectora- además de un enfoque dónde la comunicación o más bien la acción comunicativa como entendimiento intersubjetivo se orienta hacia un consenso racional –la vocación del hijo que realmente estaba convencido de lo que quería estudiar- en tanto la comunicación así aprehendida como un proceso autorreferencial, incluiría tanto el consenso como el disenso, tal como en la posición husserliana en la distinción entre noema (fenómeno) y noesis (disposición reflexiva de la conciencia).

Por otra parte, el entendimiento que declara a Internet 2.0 un enfoque no personalizado, que no contiene una relación –pues no es un encuentro cognitivo- porque el otro es una realidad ilusoria en un espacio-tiempo inexistente, que existe en el disco duro, en el CPU, en el coprocesador. Si fuera verdaderamente una relación habría un Yo que llega a ser un Yo en el Tú; al llegar a ser Yo, digo Tú (Buber, 1998) y al hacer un Tú eterno se convierte en un “Ello” cuya intencionalidad sería entonces el devenir como lo verdaderamente central, no así el ser.

Referencias.

  1. Buber, M. (1998). Yo y Tú. Madrid: Caparrós.
  2. ________ (1990). ¿Qué es el hombre? Madrid: Fondo de Cultura Económica.
  3. Luhman, N. (1996). Teoría General de los Sistemas. México: FCE
  4. Rosenzweig, F. (1989). El Nuevo Pensamiento. Madrid: Visor.



No hay comentarios.: